ALGO GRAVE PASA EN LA UD TELDE CUANDO UN NIÑO DEJA DE JUGAR
Por teldeporte Actualizada el 6 Mar, 2019 a las 0:01 | Categorizado como En Portada, Fútbol | Con 0 Comentarios
  • EL PLANTÓN REALIZADO POR ALGUNOS EQUIPOS DE LA CADENA DE UD TELDE ES UN SÍNTOMA INEQUÍVOCO DE QUE ALGO NO VA BIEN.

Siendo objetivos, la delicada situación que atraviesa la UD Telde, no es nueva, ni tan siquiera reciente, por ese motivo la responsabilidad de lo que viene sucediendo en la entidad no hay que achacarla en su totalidad a la actual junta directiva.

Temporada tras temporada la entidad azulona ha ido menguando en su potencial y presencia, tanto en el plano deportivo como de arraigo en la sociedad, a la par que crecía su deuda económica, siendo cada año el club más difícil de dirigir por el cúmulo de inconvenientes que aglutinaba.

Viendo la situación que alcanza el conjunto azulón a estas alturas de la campaña, le viene como anillo al dedo aquel conocido dicho de “entre todos la mataron y ella sola se murió” y en este envite, han sido muchos los involucrados para que el Telde este atravesando una de sus crisis más agónicas a lo largo de su historia.

Pero con ello no queremos aliviar de la responsabilidad que tiene la presente directiva encabezada por Santiago Pérez Foyedo sobre la situación actual y el estado del club, ya que cuando uno asume un cargo está expuesto para apechugar con los aciertos y fracasos de sus antecesores y en la UD Telde, durante las últimas temporadas son más los errores que los aciertos.

En el último lustro (por no remontarnos más atrás en la historia) y haciendo reseña a las dos últimas directivas, donde Santiago Pérez actual presidente (tras retirar José Luis Macías su candidatura) y Pablo Monzo, participaron de forma activa en la etapa del fallecido Liberto Cabrera Garabito.




Durante este bagaje la espantada de entrenadores, jugadores y directivos ha sido una constante por una falta de definición en un proyecto viable y ajustado a la realidad, junto con reuniones fallidas ante acreedores (por la propia directiva)  que no lograron pactar acuerdos para facilitar el pago de las deudas heredadas, los malos resultados deportivos, la casi inexistente masa social ausente en las asambleas donde poder exigirles a sus directivos lo que en su momento ofrecieron e incluso el deterioro de la instalación, han sido algunas de las causas para esa desnutrición en todos los planos que sufre la entidad y que ahora ha terminado desembocando en el malestar mostrado hace una fechas por diversos equipos de la cadena (Benjamín Preferente y Alevín) no jugando al fútbol,  que es a lo que acudieron a la UD Telde, sino plantándose antes del inicio de sus respectivos encuentros.

  • APARECE EL PROYECTO RENOVACIÓN UD TELDE

Este último acontecimiento viene precedido de la aparición en escena desde el pasado mes de enero,  de un grupo de exjugadores que quieren tomar las riendas del club denominandose “Renovación UD Telde” y que ya tuvieron una primera toma de contacto con una parte de la masa social del club días atrás y que puede ser el detonante, de esta determinación tras la negativa del presidente y su vicepresidente, de no dejar las riendas del club en manos de este grupo de exjugadores.

Su campaña realizada desde redes sociales y con un recorrido por diversas emisoras de radio y prensa escrita, esta sensibilizado a los padres de los jugadores y antiguos socios que atisban algo de luz sobre el Telde, a quien pretenden revitalizar con el apoyo de otros exjugadores de la UD Telde ahora militando en la élite.

Hasta aquí una somera historia de una situación que se presagiaba. Si bien es cierto que a la actual junta directiva hay que agradecerles su labor al ponerse al frente del club, cuando nadie quiso asumir esa responsabilidad y como se indicaba en círculos cercanos “para que el club no desapareciese” que es lo que articuló Garabito en múltiples ocasiones, ahora que hay gente dispuesta a recoger el testigo, no es entendible porque no quieren entregar el relevo y marcharse tras la tarea realizada, que cada cual valorara como crea conveniente.

Ante esta nueva situación con la presencia de “Renovación UD Telde” en un club,  donde muy pocas veces alguien ha querido asumir la presidencia o presentarse como candidatos a unas elecciones presidenciales, cada uno podrá sacar sus conclusiones por las que no quieren dejar la presidencia los actuales directivos y que razones esgrimen un grupo de jóvenes que quieren asumir un club, que cada vez  nos hace recordar más, lo que en su día dijo aquel socio economista ante la marcha de Migdalia Rodríguez como presidenta de la Junta Gestora y que precedió a la llegada de Garavito “el club está quebrado” y que el tiempo le ha dado la razón.

 

Acerca De -

Deja un comentario

Debes estar Iniciar Sesión to post comment.

This site is protected by WP-CopyRightPro